El dolor es un proceso relacionado con las células nerviosas. En patologías subagudas y crónicas se producen cambios a nivel nervioso central que generan una perpetuación de la sensación del dolor. Estos cambios incluyen errores no deseados en la transmisión del impulso nervioso relacionado con el dolor e inhibición muscular de musculatura asociada a la zona afectada.

La neuromodulación funcional percutánea nos permite, previo estudio de los déficits motores, poder inducir cambios en la contractilidad muscular y mejorar los filtros que hacen que no seamos conscientes de un exceso de sensación dolorosa. Filtros como son el Gate control y el SAE.

El uso de agujas de tipo acupuntura guiadas por ecografía, para llegar a las zonas que necesitamos tratar, junto con corrientes de diferentes orígenes y modalidades, nos facilita el obtener los mejores efectos y resultados.

Indicaciones

  • Dolor agudo, subagudo y crónico
  • Recuperación de lesiones deportivas
  • Rehabilitación muscular
  • Otras

Esta técnica ofrece grandes resultados y somos especialistas.